miércoles, 7 de junio de 2017

Berenjenas sencillas al horno





Anoche tenía unas cortaditas de lomo para cenar, no tenía ni patatas para hacer de acompañamiento. Menos mal que me encontré una berenjena, medio olvidada, en la nevera y se me ocurrió hacer esta receta con ingredientes que me iba encontrando también por la nevera, jejeje.
Salió una receta de acompañamiento sencilla pero deliciosa y que podría ser la envidia de muchas recetas con mayor elaboración, jeje.

Ingredientes:

-          1 berenjena.
-          Unos tomatitos cherry.
-          Queso rallado para gratinar.
-          Orégano.
-          Aceite y sal.

Preparación:

Lavamos bien la berenjena y la cortamos, sin pelar, a rodajas de más o menos 0.5 cm de grosor. Las ponemos en una fuente apta para microondas, con tapadera y ponemos a máxima potencia unos 5/6 minutos. A los 3 minutos sacamos y movemos la fuente.




Precalentamos el horno a 200º, (arriba y abajo).
Ponemos las berenjenas en una bandeja horno, sobre papel vegetal y salamos al gusto.
Pondremos encima los tomates cherry cortados a rodajitas, espolvoreamos un poco de orégano en cada berenjena, añadimos un chorrito de aceite y por encima el queso rallado.




Metemos al horno, en la parte de arriba, para que gratine también y dejamos hacer hasta que el queso se haya gratinado. En mi horno fueron unos 7 minutos.


Sacamos, servimos y disfrutamos…receta que tenemos hecha en un momento.




BESOS.

3 comentarios:

  1. Sencillas, pero llenas de sabor, que delicia!
    Bs!

    ResponderEliminar
  2. Improvisación genial!!!! Te han quedado riquísimas!
    Ptnts
    Glòria

    ResponderEliminar